Cardos rusos en puerta

A Calderón no le gusta hablar del clima (aunque reconoce que se ha convertido en noticia desde hace ya bastante tiempo). Por estos días, hablar con porteños o bonaerenses es hablar de lluvia, y en pocos días, hablar con patagónicos será hablar de viento. Inevitable.

Calderón se está preparando (mentalmente) para la llegada de la primavera a la Patagonia. Como quizá sepan, no es tanto la estación de las flores o del reverdecer de los arboles como la estación del viento. Hoy apenas ronda los 11km/h pero puede trepar a los 160 en un pestañar.

Y el viento no viene solo. Viene con polvillo (recordemos que el suelo neuquino es una mezcla de arena, arcilla, greda y un poco de tierra), basuritas y, por qué no?, los cardos rusos que se solían ver en las películas de John Wayne. Calderón los ha visto pasar por la puerta de su casa, lástima que no tenía la cámara a mano.

Por supuesto que Calderón no tiene mucha experiencia en los vientos patagónicos. Sólo recuerda cuando intentó salir de la camioneta y se le “voló” la puerta (en diciembre) o cuando caminaba con los ojos cerrados luchando contra las ráfagas de Colonia Sarmiento (en septiembre).  Hay quien cuenta que, en Santa Cruz, los vientos han llegado a los 210km/h pero a Calderón se le hace cuento…

2 comentarios en “Cardos rusos en puerta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s